Serie sobre hospitalizaciones evitables y fortalecimiento de la atención primaria en salud: El caso de Costa Rica
AUTOR
Aparicio Llanos, Amada
Date
Dec 2012
Costa Rica, tiene una población de 4.7 millones de habitantes distribuido en 51,100 Km2. Un sistema de salud público que cubre a 86% de la población y brinda servicios de salud mediante 103 áreas de salud de atención primaria y 29 hospitales. El presente estudio tiene como objetivo calcular el número de hospitalizaciones por condiciones sensibles a atención primaria asociadas a cada uno de los grupos diagnósticos establecidos en la lista de Alfradique et al (2009) y la proporción de estas en relación al total de hospitalizaciones en el año. Los datos se obtienen del Seguro Público de Salud costarricense (SPS). Se estudian 13 categorías diagnósticas agrupadas en enfermedades prevenibles por inmunización, agudas y crónicas. La unidad geográfica de análisis son las 103 áreas de salud y el periodo de estudio es 1997-2008. Una de cada diez hospitalizaciones es evitable. El 68.7% de estas hospitalizaciones se concentran en seis categorías diagnósticas: enfermedad de vías aéreas inferiores, infección de la piel y tejido subcutáneo, infección en el riñón y vías urinarias, asma, diabetes mellitus e infecciones gastrointestinales y complicaciones. Las tasas de hospitalización por ambulatory care sensitive conditions (ACSC) presentan un nivel de variabilidad geográfica sistemática relativamente alta y creciente en el período 2000-2010. La magnitud de las diferencia entre áreas, medida por el coeficiente de variación de las razones de hospitalización suavizadas, se incrementan en un 24% en hombres y 14% en mujeres. Los resultados del modelo bayesiano espacio-temporal permiten determinar la presencia de patrones persistentes de sobrehospitalización en la zona Sur, parte del Pacífico Central y parte de la provincia de Alajuela, tanto en hombres como en mujeres. Además, se registran patrones persistentes de infrahospitalización en la zona central del país y parte de la provincia de Guanacaste. En la Zona Sur del país se presentan una concentración de las áreas de salud con tendencia creciente y que están ubicadas dentro de zonas de alto riesgo, las cuales podrían estar asociadas a factores de riesgo constantes en dichas zonas. Estas zonas deberían tener un interés desde el punto de vista de la vigilancia epidemiológica y de planificación de servicios de salud.