Delegando la gestión técnica, administrativa, legal y financiera de programas de inversión en un fiduciario y un gestor: lecciones del caso de Costa Rica
AUTOR
Muñóz, Hadda;
Borbón, Álvaro;
Mora, Greivin;
Date
May 2017
Históricamente, la cartera de Costa Rica ha sido identificada como de bajo desempeño en términos de edad del portafolio y porcentaje de desembolsos. En efecto, programas de inversión bajo la ventanilla soberana del Banco han enfrentado prórrogas, en promedio, del 79.1% del plazo original, lo que afectó negativamente no sólo el desempeño sino el impacto económico y social esperado de tales operaciones. En particular, programas de inversión por montos superiores a US$ 100 millones han requerido prórrogas superiores al 100% del plazo original. Esta Nota Técnica efectúa un análisis exhaustivo de los problemas de ejecución y los esquemas de gestión aplicados en el país. Se observa que a pesar de haberse probado esquemas de ejecución alternativos y de fortalecimiento institucional, las debilidades de los Organismos Ejecutores no fueron cabalmente superadas en lo que hace a la planificación, programación, gestión y monitoreo de este tipo de programas. Se plantea que delegar la gestión operativa en un Fiduciario y/o Gestor representa un esquema institucional superador, capaz de alinear incentivos y penalidades para una ejecución y gestión más eficiente. Los recientes avances verificados en este sentido en el Programa de Infraestructura de Transporte (PIT) indican que este esquema ha pasado la prueba de mercado. Se propone este mecanismo de gestión privado (una asociación público-privada) con tres opciones alternativas, detallando aspectos institucionales, contractuales y de contratación que se esperan guíen la aplicación de este mecanismo para mejorar el desempeño de la cartera del Banco en Costa Rica u otros países.